jueves

Cabello...Guía completa de Styling.


Usos y beneficios del champú.


Con este artículo, comienzo una guía completa de Styling que va desde como escoger un buen champú, hasta darle al cabello un look de vanguardia.En esta ocación solo escribiré acerca del uso y los beneficios del champú.
Un cabello bien cuidado es signo de elegancia y es también una de nuestras mejores cartas de presentación. Cuando le otorgamos cuidados al cabello, pretendemos conseguir que este se vuelva más suave al tacto y a la vista, con buena fijación y por supuesto prevenir problemas como la caspa, la seborrea o la caida del cabello.

Cuando escogemos un champú, lo hacemos pensando no solo como un producto de higiene sino que también esperamos que nos deje el cabello hermoso y con brillo y esta es una premisa cierta ya que el champú no es unicamente un producto de higiene, sino que además cumple otras funciones, eso si, funciones que van estrechamente ligadas a la calidad del producto y al tiempo de permanencia de este sobre el cuero cabelludo.

Hoy en día, los champús llevan aditivos incorporados como las proteinas, huevo, hierbas aromáticas,aceites esenciales, pero no llegan a solucionar los problemas del cabello, debido al corto espacio de tiempo que el cabello está en contacto con el producto. Para que sus efectos pudieran notarse, el producto debería estar en contacto con el cabello entre 10 a 15 minutos. Algo que la mayoria de las veces no sucede.

Hoy en día la industria cosmética ofrece una alta gama de champús para cada tipo de cabello, ya sea en forma líquida, de gel o cremosa y están dirigidos a cabellos, secos, grasos, con caspa, frágiles , con tinte etc...

Es muy importante que un buen profesional nos aconseje el tipo de producto que mejor ayudará a sanear nuestro cabello.Hoy en día los champús de buena calidad están muy al alcance de cualquier bolsillo y los encontramos en todas sus variedades tanto en peluquerias como en farmacias.

Pero limitarse sólo a escoger un buen champú no es suficiente. La alimentación, también juega un papel importantisimo en la salud del cabello. Muchas veces una dieta desequilibrada, es la única causa de un cabello desvitalizado y sin vida. Para paliar este efecto, es necesario consumir, muchas frutas, verduras y agua en abundancia. También nos benefician mucho los alimentos ricos en proteinas (huevo, leche, queso), las grasas de origen vegetal (los frutos secos, el aceite de oliva)y el ácido linoleico (aceite de girasol y soja). Ante un cabello graso debemos controlar el consumo de lípidos y ante un cabello seco, debemos potenciar las ensaladas, las frutas y los cereales integrales, así como los alimentos ricos en hierro.Además hoy en día existen suplementos que bajo la supervisión médica, ayudan en los estados carenciales de vitaminas y minerales provocados por el estrés, después de un parto o en la poslactancia, por regímenes o tras una enfermedad. Los adecuados son los que aportan vitaminas E, C, las del complejo vitamínico E, hierro, magnesio, zinc...

También debemos tener en cuenta que además de la mala alimentación, el cabello se vuelve más débil y quebradizo debido a la ansiedad y los cambios hormonales. El estrés puede generar una mayor vasoconstricción que disminuye el riego del cuero cabelludo y aumenta la actividad suprarrenal, lo que se traduce en una mayor producción de seborrea y alopecía. También son enemigos del cabello, los ambientes contaminados, el alcohol, las grasas y los dulces elaborados. Hay también agentes externos que son tremendamente perjudiciales para el cabello como los cambios bruscos de temperatura, abusar del secador de pelo y de las planchas, el agua excesivamente caliente, el cloro y las aguas calcáreas, que son la pesadilla para quienes vivimos en Barcelona.

Por esta razón acertar con el champú que se adapte a las necesidades de cada tipo de cabello es fundamental. No es malo lavar el cabello a diario, pero si es malo acostarse con el cabello humedo, ya que demasiadas horas de humedad, dañan la cutícula que es la capa más externa del pelo.El protocolo a seguir es el siguiente: Cepillar el cabello antes de lavarlo con cuidado, con un cepillo de cerdas naturales (y de púas separadas en caso de que se enrede con facilidad), luego aplicar el champú sobre cabello húmedo y masajear lentamente el cuero cabelludo para activar la circulación sanguínea y nutrir el bulbo piloso.El agua debe estar tibia, en ningún caso caliente y el chorro de la ducha deberá ejercer mucha presión. Se debe utilizar poca cantidad de champú (generalmente los de buena calidad son concentrados), y se debe colocar primero en el cuenco de las manos y después llevarlo a la cabeza . Si el cabello está muy sucio se puede repetir la aplicación y la segunda vez dejarlo actuar un mínimo de 10 minutos.Al aclarar el champú es ideal hacerlo alternadamente con agua fría y caliente para activar la circulación sanguínea . El último aclarado siempre será con agua fría, pues el frio estrecha las escamas, alisa el cabello y lo vuelve brillante.

1 comentario:

lauriteles dijo...

muy interesante este articulo!!!!

aaah y gracias por el piropo que me echaste el otro dia...un gran alago viniendo de ti!!!!